Dolor de espalda: el mal de nuestra época

Dolor de espalda: el mal de nuestra época

 

Realmente son pocas las personas que no hayan sufrido nunca un dolor de espalda. Lamentablemente cada vez  son más las personas que ya tienen integrado ese dolor de espalda en su rutina diaria, desde que se levantan hasta que se acuestan, con ligeras variaciones en función de la actividad que realicen durante el día.

Según fuentes médicas un 44% de la población sufrirá dolor de espalda en los próximos seis meses, de los que un 20% podrían quedar afectados por una lumbalgia subaguda.

Estamos hablando de dolor en el eje central de nuestro cuerpo, en la zona que envuelve y protege nuestro Sistema nervioso, quizás deberíamos plantearnos más en profundidad la importancia que tiene este “común” dolor de espalda.

Lo que entendemos por espalda está formado por la región cervical, la región torácica y la región lumbosacra.

Cada una de estas regiones está formada por:

  • Elementos óseos: donde incluimos 7 vértebras cervicales, 2 escapulas, 2 clavículas, 12 vertebras dorsales con sus 12 costillas unidas casi todas al esternón y 5 vértebras lumbares. Entre las vértebras se encuentran los discos intervertebrales.
  • Elementos ligamentosos: que guían los movimientos y dan estabilidad a las articulaciones.

 

 

 

espalda 1

espalda 2

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

  • Elementos musculares: englobando tanto los músculos de sostén como los de movimiento
  • Elementos nerviosos: la médula se encuentra protegida por las vértebras y emite ramificaciones para la inervación de músculos, piel y vísceras.
  • Elementos viscerales: la región dorsal del cuerpo contiene estructuras fundamentales para la vida como son el corazón y los pulmones y se encuentran protegidos por la parrilla costal. A nivel abdominal podemos encontrar entre otros el estómago, hígado e intestinos.
  • Elemento fascial: da sostén a las estructuras y las engloba intercomunicándolas.

No debemos contemplarlos como elementos independientes, ya que todos ellos están interconectados y trabajan en intima relación los unos con los otros condicionando la realización de sus funciones.

El cuerpo tiene una gran capacidad de compensación y de adaptación y cuando este complejo sistema falla y comienza a dar sintomatología (dolor) es porque nos está avisando de que hay algo que no está funcionando bien, que el cuerpo no puede adaptarse más a la situación y que debemos ayudarle.

Al estar tantas estructuras involucradas, son muchos los factores a tener en cuenta:

  • Edad: a partir de los 30 años nuestro cuerpo comienza a envejecer. Esto conlleva una deshidratación de los tejidos que combinado con otros factores puede producir alteraciones biomecánicas. Sorprendentemente cada vez son más jóvenes las personas que comienzan a quejarse de dolor de espalda. Ya no resulta raro encontrarse con niños o adolescentes que acudan al especialista aquejados de este dolor.
  • Sobrepeso: cuanto más hagamos trabajar a nuestro cuerpo más rápido será el desgaste que sufra. Sin tener en cuenta el resto de alteraciones que puede provocar el sobrepeso a nivel metabólico y cardiopulmonar.
  • Sedentarismo: el cuerpo está diseñado para moverse, para falta de movimiento prolongada unida a las malas posturas que solemos mantener atrofian nuestros músculos, alteran la propiocepción articular y alteran el movimiento visceral.
  • Entrenamientos inadecuados: es algo muy habitual que una persona se pase toda la semana sentado delante del ordenador y el fin de semana quiera compensar la falta de movimiento de la semana. Muchas veces esto nos lleva a realizar actividades para las que nos estamos entrenados o para las que entrenamos poco y mal. Poco nos lesionamos para lo mal que tratamos a nuestro cuerpo.
  • Hereditario: enfermedades con cierto componente genético como la Espondilitis anquilosante, la Artritis reumatoide o el Cáncer pueden causar dolor de espalda, por ello es fundamental un buen diagnóstico diferencial que permita encontrar el mejor tratamiento.
  • Alteraciones de la pisada: los pies son la base del cuerpo, cualquier alteración en nuestra pisada puede provocar una cadena lesional ascendente.
  • Alteraciones en la mordida: nuestra mordida frecuentemente se ve alterada por el estrés, ¿Quién no ha oído hablar del bruxismo o rechinar los dientes durante el sueño? Esta patología no sólo provoca un desgaste precoz de las piezas dentarias, si no que altera la función muscular de la musculatura masticatoria que se encuentra íntimamente relacionada con la zona cervical.

 

espalda 3

 

 

 

 

 

 

 

 

 

espalda 4

 

 

  • Estrés: aquí sí que hablamos del mal de nuestra época. La Organización Mundial de la Salud (O.M.S.) lo define como “el conjunto de reacciones fisiológicas que prepara al organismo para la acción” Eso quiere decir que durante todo el día nos encontramos en situación alerta con el desgaste energético que conlleva para nuestro cuerpo y nuestra mente.

Para Richard Lazarus es “el resultado de la relación entre el individuo y el entorno, evaluado por aquél como amenazante que desborda sus recursos y pone en peligro su bienestar”

  • Factores hormonales o metabólicos: Existen múltiples estudios donde se relaciona la aparición de alteraciones metabólicas, diabetes,…con la presencia de estrés.
  • Alteraciones sueño: íntimamente relacionado con el estrés y las alteraciones metabólicas/hormonales.

Y ante esto, ¿ qué podemos hacer?:  Cambiar o modificar en la manera de lo posible nuestras vidas y nuestras costumbres. Con estas 4 simples medidas podemos notar mucha mejoría y evitar futuras lesiones en la zona:

1. Mantener buenas posturas:

  1. En nuestro puesto de trabajo
  2. Al volante
  3. En nuestras actividades diarias
  4. Al coger peso

 

espalda 5

 

 

 

 

 

 

espalda 6

 

 

 

2. Hacer más ejercicio:

  1. Para mejorar nuestra capacidad respiratoria
  2. Para mejorar nuestra capacidad cardíaca
  3. Para fortalecer y dar elasticidad a nuestros músculos.
  4. Para nutrir nuestras articulaciones
  5. Para desestresarnos

3. Vigilar nuestro peso: cuidar nuestra alimentación. Como se dice comúnmente: “somos lo que comemos”.

4 Acudir al especialista:EL MALKJXSDN

  1. Ante problemas metabólicos/hormonales
  2. Ante dolores musculares, articulares, posturales,….
  3. Para recibir consejos y recomendaciones.

Nuestra vida va muy rápido, demasiado rápido, pero con invertir media hora de nuestro día a cuidar nuestro cuerpo y nuestra mente notaríamos los beneficios rápidamente.  No siempre tenemos tiempo de salir a correr o a nadar, por eso os dejamos una sencilla tabla de ejercicios para la espalda donde incluimos ejercicios de estiramientos, de fortalecimiento y de flexibilidad. No nos llevará mucho tiempo hacerlo pero debemos poner atención en su realización y sentir bien el movimiento de nuestro cuerpo.

Nota del autor:

  • El número de series y repeticiones es orientativo
  • No debe sentir dolor durante la realización de los ejercicios
  • Si tiene dudas consulte a un especialista antes de realizar los ejercicios

 

FLEXIBILIZACIÓN

 

RODILLA AL PECHO

Tumbado con flexión de rodillas y pies apoyados en la camilla llevar alternativamente una y otra rodilla hacia al pecho.

 

fisio facebook1

 

 

 

 

 

 

MAHOMETANO

De rodillas sentado en los talones, estirar los brazos hacia delante avanzando con los dedos. Llevar desde el centro los brazos a un lado y al otro (andando con los dedos).

 

fisio facebook2

 

 

 

 

 

 

GATO

A cuatro patas, mientras se coge aire por la nariz levantar la cabeza hasta mirar al frente y curvar la espalda hacia abajo. Mientras se expulsa el aire bajar la cabeza  a la vez que se curva la espalda hacia

 

espalda 19

 

 

 

 

 

 

ROTAR A DISTINTO NIVEL

Sentado con  las manos entrelazadas, girar a un lado y a otro a distinto nivel:

  • manos en el estómago
  • manos en el pecho
  • manos detrás de la nuca.

 

fisio facebook4

 

 

 

 

 

 

fisio facebook 5

 

 

 

 

 

 

fisio facebook 6

 

 

 

 

 

 

POTENCIACIÓN

 

 

ABDOMINALES SUPERIORES

Tumbado con piernas flexionadas y manos detrás de la nuca, despegar los hombros de la camilla con doble mentón en el cuello.

 

fisio facebook 7

 

 

 

 

 

 

 

ABDOMINALES OBLICUOS

Tumbado con el pie derecho en la rodilla izquierda, mano izquierda en la nuca y brazo derecho en cruz. Elevar hombro izquierdo en dirección a la rodilla derecha. Ídem cambiando de lado.

 

 

espalda 19

 

 

 

 

 

 

 

GLÚTEOS

Tumbado con las piernas flexionadas y pies apoyados en la camilla, subir la pelvis en dirección hacia el techo contrayendo los glúteos.

 

 

fisio facebook9

 

 

 

 

 

 

 

PARAVERTEBRALES

Tumbado boca abajo con un cojín en la tripa, piernas estiradas y brazos estirados por encima de la cabeza, subir un brazo y la pierna contraria.

 

 

fisio facebook20

 

 

 

 

 

 

 

SEDESTACIÓN ERGUIDA

Sentado en posición relajada estirar la espalda como queriendo crecer, aplanando las curvas de la espalda haciendo doble mentón

 

 

fisio facebook11

 

 

 

 

 

 

ESTIRAMIENTOS: En cada ejercicio se llegará a una amplitud de movimiento en la que se note tensión y se mantendrá la postura 30 segundos.

 

 

 

AUTOELONGACIÓN LATERAL

Sentado con la cabeza inclinada hacia un lado y la mano de ese lado apoyada en la oreja contraria. Dejar el brazo relajado notando tensión en la parte lateral del cuello.

 

 

fisio facebook 18

 

 

 

 

 

 

 

EXTENSIÓN DE BRAZOS

Sentado con las manos entrelazadas, brazos extendidos a la altura del pecho y palmas hacia delante, empujar las manos hacia delante mientras se curva la espalda hacia atrás.

 

 

fisio facebook

 

 

 

 

 

 

 

ISQUIOTIBIALES

De rodillas sentado en los talones, estirar los brazos hacia delante avanzando con los dedos. Llevar desde el centro los brazos a un lado y al otro (andando con los dedos).

Sentado con las manos entrelazadas, brazos extendidos a la altura del pecho y palmas hacia delante, empujar las manos hacia delante mientras se curva la espalda hacia atrás.

Sentado en la camilla con las piernas estiradas intentar llegar a tocar los pies:

  • con piernas juntas
  • con piernas abiertas ir hacia una pierna y la otra.

Mantener postura hasta notar tensión en la parte posterior de la pierna.

 

 

 

fisio facebook

 

 

 

 

 

 

 

DORSAL ANCHO

Sentado, llevar un brazo por encima de la cabeza hacia el otro lado, inclinando la columna lateralmente hasta notar tensión en el lado estirado sin levantar la pelvis de la silla.

 

 

 

fisio facebook

 

 

 

 

 

 

PSOAS-ILIACO

Tumbado boca arriba. Llevar una pierna flexionada al pecho y dejar caer la otra extendida.

Realizarlo con la otra pierna. La tensión se debe notar en la pierna estirada.

 

 

 

fisio facebook 15

 

 

 

 

 

 

CUADRADO LUMBAR

Tumbado de lado con un cojín grueso entre las costillas y pelvis del lado de apoyo, elevar el brazo de arriba y agarrarlo con el apoyado para aumentar la curva.

 

 

 

fisio facebook 16

 

 

 

 

 

 

Nota del autor:

  • El número de series y repeticiones es orientativo
  • No debe sentir dolor durante la realización de los ejercicios
  • Si tiene dudas consulte a un especialista antes de realizar los ejercicios

Ninguna patología existe un tratamiento absoluto, cada individúo es único y su lesión está condicionada por factores propios y externos que deben ser valorados por un profesional para la correcta orientación del tratamiento en busca de los mejores resultados.

 Artículo de Elena Martínez Gómez – nºcol.2689. Responsable del Dpto. de fisioterapia de los Centros Médicos Cemaj.

 

 

Para más información puede llamar a los Centros Médicos Cemaj o coger cita a través de nuestro teléfono 902886418

 

 

18 de abril, 2016|General|

Deje su comentario